La previa de la esperanza

Alianza Lima, su corazón y su gente, reciben a Sporting Cristal en Matute

Fecha antepasada. Alianza Lima recibía en el Alejandro Villanueva a Real Garcilaso, puntero del grupo, en un muy buen marco de público. Era el todo por el todo. Se jugaban más que tres puntos. Lo sabía Pizarro, lo sabían los jugadores, lo sabía la hinchada. Lo sabía también el rival, que hizo lo suyo, Guadalupe también. La entonces blanquimorada se ponía en ventaja a través de un penal muy bien ejecutado por Walter Ibáñez. Gol esperanzador. Alianza no estaba jugando bien, como en todo el torneo, le costaba elaborar situaciones... En fin, todo lo dicho. Minutos después Garcilaso empata el partido a través de un autogol del mismo zaguero uruguayo. Levantó la cara y seguimos remando todos. Ya en el segundo tiempo, otra mano en el área cusqueña devino en el segundo penal. Esta vez fue Trujillo, quien ejecutó perfecto. 2 a 1 y el partido continuó, friccionado, duro, y continuó. Hasta que acabó. Alianza reducía de siete a cuatro los puntos de diferencia con respecto a su rival de turno. Pero todos sabíamos bien que esto no serviría si en la próxima fecha, visita a Moyobamba para enfrentar a Unión Comercio, no nos regresábamos con los tres puntos. Así, Alianza Lima viajó a la selva para luchar, una vez más, contra el rival, y contra todas nuestras limitaciones.

Proeza en Moyobamba

Bajo un insoportable calor, los grones salieron al frente para consolidar el importante impulso anímico que significó haber vencido a Garcilaso. Como es costumbre, fuimos locales aún en estadio ajeno. Transcurrían los últimos minutos del primer tiempo y se dieron una serie de sucesos por demás negativos: Koichi Aparició salió del campo expulsado tras una actitud infantil. Rato después se lesionó (y con cierta gravedad) Luis Trujillo, quien venía siendo más que importante en las últimas fechas. Finalmente, una mano de Bazán dentro del área hizo que el juez principal decretara la pena máxima a favor del rival. El penal lo ejecutó Víctor Rossel (personalmente un delantero que siempre me ha parecido interesante) y fue gol para Comercio. Así terminaba el primer tiempo y nadie lo podía creer. Parecía que nos despedíamos (una vez más) de toda chance de alcanzar los Play Off. Para el segundo periodo, salió a relucir el corazón del equipo, encabezado por la entrega absoluta de Juan Diego Gonzáles Vigil. Fue el mismo 'lobo' quien se hizo un espacio en el área contraria para aguantar la marca y sacar un pase perfecto hacia Wilmer Aguirre, quien sólo la tuvo que añadir para poner el empate. Ya era un resultado más justo, pues el partido era bastante parejo a pesar del hombre de menos. Luego de mucho combate dentro del campo, Alianza encontró la claridad a través de Junior Ponce, quien se gestó una gran jugada para luego definir al primer palo con un impresionante remate que venció a Juan Flores. Golazo. Quedaban apenas minutos para que el partido terminase y los dirigidos por Francisco Pizarro lograron mantener la diferencia. Al final, gran triunfo victoriano en la selva, y con los otros resultados la tabla de posiciones, que tan esquiva nos fue a lo largo de la Liguilla, indicaba que la blanquiazul estaba a tan sólo dos puntos de los líderes, Cristal y Garcilaso, que estaban empatados en la cima. ¿Y ahora?

Un vino, una cerveza

El camino a los Play Off siempre nos fue difícil. No sólo por la arrolladora diferencia de puntos que existía al iniciar la Liguilla Impar, sino que además los equipos con los que estamos luchando la punta son mucho más competitivos que los que luchan la punta en el otro grupo (si acaso se estuvo luchando la punta alguna vez por ahí, ya que la 'u' ha sabido mantener su ventaja y prácticamente está fijo en la final). Este domingo habrá un claro ejemplo de ello, pues recibiremos a Sporting Cristal (quizás el mejor plantel del descentralizado) en el Alejandro Villanueva. Para ellos es un partido importante, para nosotros es más bien de vida o muerte. A estas alturas del día ya se sabe que Garcilaso está asegurando su partido en Cusco, por lo que los dirigidos por Freddy García se afianzan en la punta y le han sacado tres puntos a Cristal y cinco a nosotros. De ganar la blanquiazul superaría al conjunto 'cervecero' y mantendría su ventaja con Garcilaso. Esto ajustaría aún más la parte superior de la Liguilla. Pero...

¿Qué hacer para ganarle a Cristal?

Los celestes conforman un equipo irregular pero con individualidades importantes. Ávila, Sheput, y José Carlos Fernández son algunos ejemplos. Un equipo al que de ninguna forma podemos darle licencias o regalarle metros como sí hemos hecho (erróneamente) con otros rivales. La clave de este partido, además del corazón mostrado en las últimas jornadas, será una presión asfixiante a los elaboradores que tiene que Cristal en el medio, para lo que Beltrán y Albarracín (ya recuperado y confirmado titular) deberán estar más que atentos. Ibáñez y Ciucci (quien ante la ausencia de Aparicio sería el acompañante del uruguayo en la zaga) tendrán que vérselas con el siempre peligroso José Carlos Fernández. Mientras que los laterales, Serrano y Donayre, deberán neutralizar al veloz Irven Ávila. Asegurando la defensa ya podremos pensar en que Ponce, Aguirre y Gonzáles Vigil desbaraten la zaga rimense, que es uno de sus puntos débiles (Cristal no es de las mejores defensas del campeonato, es más, es una de las peores, pero su peso ofensivo les ha salvado más de un partido). Algo muy importante: si una cosa se pudo aprender del partido de ida en el Alberto Gallardo, es que no podemos permitirnos más 'pechofriísmos', todos los jugadores tienen que estar enchufados, e igual de enchufados, tal y como ha sido en las últimas presentaciones. Por su parte, los hinchas en la tribuna harán la fiesta, pues se ha confirmado un lleno total en las graderías del Alejandro Villanueva, y al parecer los hinchas visitantes tendrán que conformarse con la pequeña parcela alojada entre Norte y Oriente.

Hora del mea culpa

Que sea la 'u' el equipo más taquillero del campeonato hasta ahora nos da un claro mensaje: nos hemos dejado estar. Históricamente siempre ha sido Alianza el equipo que más gente lleva a los estadios. Si este año (o algunos otros años anteriores) no ha sido así, es porque nosotros mismos lo hemos permitido. Independientemente de las cifras, la presencia del hincha en Matute siempre será fundamental. La presión y el aliento que generamos desde las tribunas es incomparable, pero siempre y cuando estemos TODOS. Así que, si tú que lees esto, te sientes algo culpable por haber faltado y crees que no tienes más excusas, es tu gran oportunidad para volver a lo nuestro, a eso que hacemos tan bien y de forma incondicional: ALENTAR.

Sin más que decir, mañana a las 3:30 pm. nos vemos en el cemento

¡ARRIBA ALIANZA!

Foto: Terra

1 comentario:

  1. Hola,

    Me gustaria intercambiar enlaces por medio de un articulo de calidad relacionado a la tematica de su sitio, si es de su interes por favor contacte conmigo para mas detalles.

    Mary,
    Un saludo

    ResponderEliminar

Sin importar el color de tu camiseta, eres libre de opinar en este espacio, siempre y cuando demuestres educación y respeto. Saludos.

El equipo de El Blog Íntimo.