Lo bueno, lo malo y lo feo del 2015

Si ha habido un año en el que se haya jugado con las expectativas de la hinchada aliancista sin llegar a obtener los resultados deseados, ha sido este. De enero a diciembre, este año ha estado plagado de sucesos que nos han generado tantas emociones, positivas y negativas, que no pareciera que hubieran ocurrido todas en un mismo periodo de tiempo. Aquí hago un recuento de ellas para que recordemos cómo nos fue.


Enero – La Pretemporada
Luego de las vacaciones por fin de año, el plantel de Alianza Lima partía a España para realizar la pretemporada, más exactamente la ciudad de Murcia. ¿Cuáles fueron las razones por las que se eligió España? No lo sabemos y probablemente nunca sabremos qué criterios se utilizó para realizar dicho entrenamiento en una región con latitud y climas distintos a todos los que tenemos en el Perú. De esa forma, entre el turismo, compras y visitas al estadio del Real Madrid, el plantel grone entrenó y jugó cuatro amistosos, no pudiendo obtener victoria en ninguno. La pretemporada terminaría y el equipo volvería para afrontar su primer partido de la temporada: ante Huracán por la fase previa de la Copa Libertadores 2015.

A todo esto, ¿alguien supo alguna vez por qué tenía que ser en España? (Foto: Club Alianza Lima)
Febrero – La Pesadilla
Los primeros días de febrero, Alianza Lima tenía su primera prueba: superar a Huracán de Argentina en la fase previa de la Libertadores para poder acceder a una fase de grupo. Sin subestimar al rival, podía considerarse que era, de los clubes provenientes de dicho país, el más accesible, sobre todo por ser un equipo recién ascendido a la primera división de su país. No obstante, en la cancha fue una verdadera pesadilla para el cuadro íntimo.

El partido de ida, jugado en Matute sin público debido a castigo de la CONMEBOL por incidentes en la Copa Sudamericana 2014, fue un sinfín de errores y desarticulaciones en todas las líneas del equipo que provocaron que cayéramos goleados 0-4. Todavía sigue en mi mente ese blooper compartido entre Miers y Trujillo que devino en el segundo gol de la visita. No podía creer que ese fuera el flamante refuerzo de nuestra zaga.
El Globo se infló en Matute
Inmediatamente después de ese partido, una crisis golpeó, literalmente, al Club. Barristas de Alianza ingresaron a Matute para encarar a los jugadores resultando algunos de ellos golpeados, siendo Victor Cedrón el caso más saltante y quién renunciaría luego del suceso. Por otro lado, Susana Cuba salía a decir que, debido a la eliminación, les iba a recortar el 50% del sueldo a los jugadores, quebrando su relación con ellos. Fueron días de caos en Matute que prosiguieron con el inicio del torneo local con el pie izquierdo, cayendo ante Sport Huancayo en el debut del Torneo del Inca. El mes trajo una victoria de visita ante Sport Loreto y terminó con victoria sobre Ayacucho FC, saliendo así de una seguidilla de resultados adversos.

Marzo – Se calman las aguas
Marzo fue, en números, uno de los mejores meses: dos partidos ganados de dos jugados que permitieron que el equipo se vaya consolidando en el Torneo del Inca. Daba la impresión de que si se seguía jugando así, se podía clasificar a la siguiente etapa debido a la configuración del Torneo que permitía clasificar al equipo posicionado como mejor segundo dentro de su grupo. El mes terminaría con el anuncio de renuncia de Susana Cuba a la administración temporal del Club y esto fue lo que escribimos al respecto.

Abril – Se revienta el globo
En abril se logró clasificar a las semifinales del Torneo del Inca en las cuales superamos a la Universidad San Martín en dos buenos y memorables partidos, obteniendo de esa forma nuestro pase a la final. Dicho partido sería ante la Universidad César Vallejo en un Estadio Nacional lleno en más de un 90% de hinchas grones. Pero no habría lugar para celebraciones ese día puesto que la UCV nos ganaría el partido por 3 a 1, siendo la segunda decepción de la temporada. Perdíamos no solo un partido, sino una de las chances de obtener un puesto en el Play Off 2015 por el título nacional.

Mayo – Calma después de la tormenta
No empezamos bien el quinto mes del año. Una derrota ante Aurich en Matute (donde no perdíamos hacía dos años) hizo tambalear al equipo. Por suerte, los grones supieron recuperarse y ganar los dos partidos siguientes. Sin embargo, el siguiente partido, ante Real Garcilaso, sería el más relevante en la campaña grone de este año. En dicho encuentro, Alianza cayó ante los cusqueños con un resultado final de 1 a 0 y cuatro expulsados, además del técnico Sanguinetti. Días después, el “Topo” dejaría su cargo en la dirección técnica del equipo y asumiría interinamente Gustavo Roverano. 

"¿En base a qué?" a los malos resultados, 'Topo'. (Foto: Canal N)

La “Máscara” tenía que hacer maravillas con el equipo diezmado que expulsiones y lesiones le habían dejado y tuvo una derrota en su debut como técnico ante Sport Loreto. La situación no pintaba mejor para la siguiente fecha: el clásico ante Universitario en Matute. Sabiendo que no podíamos perder este partido, Roverano armó un once lo mejor que pudo y, gracias a un golazo de Preciado, pudimos gritar nuevamente una victoria ante nuestro eterno rival en nuestra casa. Una victoria que aliviaba los ánimos en tienda blanquiazul y que permitía mejorar el planteamiento durante el periodo de para del torneo local debido a la Copa América en Chile.
Preciado la mandaba a guardar. Victoria grone con su equipo F. (Foto: Perú21)

Julio – La racha ganadora
Luego del receso por la Copa América, se retomó el torneo local con una victoria clara ante Sporting Cristal en el Nacional, la cual fue parte de una racha de cinco victorias consecutivas durante ese mes, racha que nos pondría en la punta, contra todo pronóstico, del Torneo Apertura. Alianza dependía de sí mismo para poder obtener el título.

Agosto – La segunda pesadilla
Sin embargo, tropiezos ante Ayacucho FC y ante Melgar en Arequipa hicieron que nos alejáramos de la pelea, siendo la estocada final el empate de locales ante Municipal sin goles (con el recordado penal fallado por Preciado). El Apertura terminaría con una derrota ante la UCV. El Clausura empezaría con una derrota ante el Juan Aurich para así terminar un agosto terrible en el que solo sumamos un punto de doce posibles. Empezábamos mal el Clausura.
Acá se nos fue el Apertura. (Foto: Perú21)

Septiembre – De bajas y altas
La mala racha continuaría la primera quincena de septiembre con derrotas ante la USMP y el León de Huánuco, doblemente dolorosas toda vez que estos equipos estaban en zona de descenso. Alianza daba la impresión de que no jugaba a nada. Durante la segunda quincena nos fue “mejor”, pues logramos salir del fondo de la tabla del Clausura.

Octubre – A media caña
Nada que resaltar de este mes, así como del Torneo Clausura en general. Alianza, esta vez con camiseta morada, siguió con altibajos: sumando ante equipos accesibles pero cayendo de visita y ante equipos que hasta estaban en zona de descenso. En todos los casos no se vislumbraba idea alguna de juego y esto, sumado a la falta de resultados, terminó por costarle la cabeza al entrenador Roverano. Pancho Pizarro asumiría la Dirección Técnica de forma interina hasta el final de la temporada.
Cambio de arquero por arquero. (Foto: Depor)

Noviembre – Nuevo objetivo trunco
Ya habiendo asumido que la obtención del título nacional estaba fuera del alcance del plantel, el siguiente objetivo era alcanzar un torneo internacional para el año siguiente jugando, al menos, decorosamente. Bajo la dirección de “Panchi”, el equipo seguía sin tener una idea ni un esquema claro de juego. Entre empates y derrotas, tuvimos una victoria importante ante Cristal en Matute que nos ponía, otra vez, a tiro del objetivo y dependiendo de nosotros mismos para la última fecha. Y esta última fecha fue la que más reflejó lo que fue el 2015: teniendo todo para lograr el objetivo, la falta de ideas de juego sumada al poco compromiso de buena parte del plantel ocasionaron que se nos escapara el objetivo en los minutos finales con el empate a 2 en Matute ante César Vallejo. Luego de una terrible temporada nos quedamos sin Torneo del Inca, Apertura y acceso a torneos internacionales estando cerca de los tres en algún momento del año.

A pasar la página: Lo que se viene el 2016
A la fecha y en mi opinión personal, el mejor fichaje que ha hecho el club ha sido el puesto de director técnico: Roberto Mosquera asumirá la conducción del cuadro grone desde el 2016, un técnico que conoce el medio y sabe cómo salir campeón. En lo concerniente a refuerzos, los únicos nombres nuevos son los  de Lionard Pajoy, goleador del Descentralizado 2015, y Andy Pando; ambos en la delantera. Los demás nombres (Walter Ibáñez, Coco Bazán, Óscar Vílchez, Johnnier Montaño y Lalo Uribe) ya han vestido la blanquiazul con mayor o menor éxito y recuerdo en la mente del hincha.

Sí, hacia adelante queremos ir, Roberto. Empujemos todos el mismo carro (Foto: Perú21)
 Como reflexión final, quiero creer, de todo corazón, que algo tiene pensado Mosquera para hacer que este grupo de jugadores, que ya han estado en Alianza sin lograr campeonar, puedan funcionar bien bajo una idea definida de juego con los jugadores que se han quedado y lograr el ansiado título nacional. Este 10 de enero el plantel inicia su pretemporada en Arequipa, a diferencia de las innecesarias de España de años anteriores. Habrá que verlos jugar y habrá que alentarlos, como siempre hemos alentado a la preciosa camiseta blanquiazul.

Un Feliz Año Nuevo para todos nuestros seguidores de parte del equipo de El Blog Íntimo. Por un mejor 2016 para Alianza Lima y para todos nosotros.


¡ARRIBA ALIANZA LIMA!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Sin importar el color de tu camiseta, eres libre de opinar en este espacio, siempre y cuando demuestres educación y respeto. Saludos.

El equipo de El Blog Íntimo.